Mejores amigas fueron engañadas y celebran el divorcio a su modo. Desempolvan sus vestidos de novia


Si te lo pusiste para ser engañada por ese desgraciado ¿por qué no para celebrar con tu bff?

El divorcio es un tema delicado, después de prometer pasar toda una vida junto a esa persona que dejó de ser tan especial toca dar un paso al costado, por nuestro bienestar propio, por el de nuestros hijos, porque todavía haya lo que haya durado el matrimonio, nos merecemos vivir en paz.

Son cosas que pasan, a veces no todo es como nos lo prometieron o ocurre algo mucho más fuerte y repentino como una infidelidad. Cosa que le ocurrió a dos amigas de Illionis y Michigan en los Estados Unidos, llamadas Julie Fruge (de 46 años) y Sarah Kralowski (de 33).

Instagram: @itsonlyadress

Ambas se conocieron en 2012, cuando Sarah (quien es estilista) peinó a Julie, ambas fueron víctimas de la infidelidad y perdonaron en 2015. Pero como el que te la hace una te la hace dos veces, los esposos les volvieron a fallar y en 2017 se divorciaron.

Con el tiempo se hicieron buenas amigas, y un día mientras disfrutaban de una botella de vino decidieron crear una cuenta en Instagram mostrando cómo se puede afrontar una separación con alegría. Para ello decidieron volver a usar su vestido de novias, ya que según su opinión, hay que celebrar todo aquello que nos contenta.

Instagram: @itsonlyadress

«Crear nuevos recuerdos con los vestidos nos ha ayudado mentalmente, ya que no podemos usarlos sin reírnos. Rara vez pensamos en la primera vez que usamos esos vestidos porque ahora nos reímos de las cosas tontas que hemos hecho en ellos.»

Sarah Kralowski a LADBible

Cada quien tiene sus métodos y por más extraño que parezca, estas chicas parecen disfrutar el suyo.

Instagram: @itsonlyadress